martes, 31 de mayo de 2016

¿Cómo evitar quemarnos con la vida?








Difícil cuestión en una sociedad con grandes mayorías en llamas. No deberíamos asombrarnos del dolor que generamos cuando nos rodeamos de fuego en lugar de jardines. Creamos estructuras sociales, familiares, relacionales, laborales... que arden, que no funcionan bien, que pierden mucha energía en forma de calor. Terminan recalentadas y surgen las llamas que con obstinación prenden nuestros sueño y nuestra paz mental. Veo con dolor como buenos compañeros caen a mi alrededor presos de un calor que ya no pueden aguantar. Veo como cientos de pacientes acuden a consulta suspirando por algo que alivie su tormento. Me pareció bien la idea del Vaticano de anular el purgatorio, no hacía falta irse muy lejos, lo tenemos aquí mismo.

Como médico me enfrento todos los días a la pregunta que hoy reflexiono. La vida quema y nuestras manos están hechas de un material terriblemente frágil.

Cuando sentimos algo quemado en nosotros, algo que nos produce una densa desazón, un malestar, un terrible cansancio tal vez sea prudente detenernos y mirarnos.



1. Parar. Apagar el ruído, desconectar pantallas y aparatos.

2. Caminar un rato, irnos a un parque o al campo. Sentarnos en silencio a contemplar algo bello. Tomar conciencia del momento y de nosotros. Respirar. 

3. Preguntarnos ¿qué está pasando? ¿qué sentimos? ¿de dónde vienen esas sensaciones, pensamientos o sentimientos? ¿qué hay debajo¿ ¿qué necesitamos?


¿Qué necesitamos? si hay malestar hay algo que necesitamos, de otra manera no sería necesario.


4. Volver a la tarea, si es posible un poquito más despacio, con algo más de conciencia.




Por supuesto la hoja de ruta es totalmente individual, tan solo pretendo apuntar cuatro sencillos movimientos que a veces pasamos por alto. 








Sobre burnout profesional: aquí.


domingo, 29 de mayo de 2016

Rebeldía





No podía más. Llevaba meses arrastrando un terrible cansancio. Se había sentido así otras veces pero no tanto tiempo. Su médico de familia no encontró nada destacable ni en la exploración ni en los análisis. Pero ella se levantaba agotada. Pasaba el día arrastrándose entre el trabajo y su casa. El ánimo terminó resintíendose, no le apetecía salir, ni tener sexo con su pareja. No le apetecía estar con sus hijos ni con sus amigas, tan solo aspiraba a tumbarse un rato en el sofá. Volvió a ir al médico que en esa ocasión la dejó hablar pese al lío que había en la sala de espera. Fue entonces cuando empezó a darse cuenta de que así no podía seguir. Vio las llamas, salían de ella misma y quemaban por dentro, asolando a su paso todo lo que tocaban. Estaba malgastando algo tan valioso que no tenía precio, su propio tiempo. Ya era bastante. Decidió levantarse, encarar su terrible malestar y atravesarlo. Cuando lo hizo se sorprendió de que todo era humo, una negritud ocre que la impedía mirar más allá. A medida que pasaron las semanas dejó atrás aquel desierto inmenso y volvió a sonreir. Costó, muchos padecieron con su sufrimiento. Había aprendido que la mayor rebeldía era crear, atreverse a construir el día desde cero, tomar conciencia de cada pequeño instante y así poder mantener la sorpresa y la gratitud. Había crecido, sus cicatrices lo anunciaban, miró al cielo sintiendo la brisa y respiró. Tenía otro día por delante para encarnar esa nueva rebeldía.




viernes, 27 de mayo de 2016

Vida, muerte y resurrección de la atencion primaria






Llevo oyendo durante años controversias sobre la atención primaria española. ¿Está muerta? preguntan algunos, "está en llamas" dicen otros. Lo cierto es que tras muchísimos años de presupuestos decrecientes, recortes, políticas de recursos humanos nefastas, desincentivación, buenismo sanitario y otros muchos problemas, la situación no pinta bien.

En el blog médico crítico reflexionan esta semana sobre el tema trayendo a la palestras documentos del King's Fund muy interesantes. Tuve la oportunidad de leerlos hace un par de semanas y confirman la tesis inicial, la situación no pinta bien para la atención primaria en ningún sitio.

El gran problema es que nadie sabe como resetear el sistema o por lo menos mejorar su maniobrabilidad. Se dicen muchas cosas en el plano teórico pero nadie ha aportado ninguna idea implementable que genere cambio y mejora.

Lo que sabemos es que los presupuestos van a seguir bajando y la complejidad asistencial subiendo. Inevitablemente va a haber una explosión pero cada político de turno lo único que trata es de evitar que le toque a él haciendo los mínimos cambios posibles. Por eso el decrecimiento presupuestario va tan despacio. Es la política de calentar ranas en la olla, no notan el calor hasta que están cocidas. No existe pues liderazgo porque el objetivo principal es que no me explote a mí. Vemos lo mismo con otras patatas calientes como la educación pública, las pensiones y otros muchos servicios.

Esta ausente de la plaza pública la necesaria reflexión social sobre qué mínimos y qué máximos queremos y nos podemos permitir en sanidad así como la priorización de servicios y la financiación de estos. Si la sociedad no lo piensa el mercado lo pensará por nosotros y no dude que será más caro.

¿Hemos pensado cómo transmitir esta reflexión a la sociedad? ¿Alguien ha pensado en cómo enseñar a la sociedad a usar y relacionarse con el sistema sanitario? ¿Hace falta algún rol profesional en el sistema que ayude a dirigir al paciente por el mismo y trate de aportar evidencia científica y calidad al uso del mismo? ¿Alguien se va a atrever a decirles a los ciudadanos lo que la sanidad puede hacer por ellos y lo que no?

¿Es posible incentivar y motivar a los profesionales? ¿Se puede evaluar la actuación de estos de una forma que aporte valor tanto a ellos como al sistema? ¿Se puede humanizar una asistencia sanitaria con profesionales quemados o con tiempos de atención al paciente subdesarrollados?

Soy optimista. Si la atención primaria sigue ardiendo, si consiguen terminar de quemarla, el sistema saltará por los aires a nivel presupuestario. Si no hay nadie que ayude a los pacientes a moverse por el sistema estos tenderán a solicitar pruebas diagnósticas, tratamientos y procesos en exceso, incrementando el sobrediagnóstico y sobretratamiento que nos invade. Crecerá la yatrogenia, los efectos secundarios y lo que el sistema y los ciudadanos tendrán que pagar. Ganará el mercado que venderá mucho más.

Tal vez en ese momento alguien piense, "¿y si creamos médicos que sean capaces de resolver el 90% de los problemas, asistan a los pacientes complejos en su comunidad y domicilio y permitan una atención de más calidad reduciendo pruebas y tratamientos innecesarios?". Tendrán que volver a inventar los médicos de familia y las enfermeras comunitarias que a esas alturas ya estarán totalmente quemados o extinguidos.




jueves, 26 de mayo de 2016

Destilar belleza













Se nos suele olvidar y lo pagamos caro. La belleza nos es imprescindible. Y no solo disfrutarla sino también ser capaces de tejerla, cantarla o dejarla volar.

Somos seres creativos capaces de alcanzar inspiración y transformarla en magia. Un soneto, una canción, una mirada o un destello. Lo sabes. Cuando dejas salir de tí esa luz experimentas una alegría y una liberación que alivian un instante tus cargas.

La tragedia del hombre es el olvido. Hoy la prisa, y los ídolos de la eficiencia, el dinero y el lucro nos hacen perder pie. Dejamos de crear y como plantas privadas de luz nos vamos marchitando. Cuando llegan los días de dolor gritamos y pataleamos. Suplicamos una pastilla que nos quite de encima el cetrino halo de congoja, pero no hay en el mundo pócima que consiga sacar a nadie de la profundidad de un pozo.


Me gusta aconsejar dietas ricas en belleza. Menús que incluyan grandes dosis de naturaleza, paseos, buena música y excelentes lecturas. Jornadas en las que no falten miradas profundas a los ojos que nos rodean, garabatos en nuestros cuadernos y alguna que otra nota manuscrita. El mundo nos colma de oportunidades para asombrarnos y no deja de invitarnos a crear. Destilar belleza es propio de la rosa que entrega su aroma a las corrientes, darnos cuenta de que compartimos esa vaporosa facultad es enormemente sanador. 






domingo, 22 de mayo de 2016

Los números irracionales







Había pasado la vida entrenándose para operar con números racionales. Sus padres la llevaron a los mejores colegios y cuidaron su educación hasta el extremo. Disfrutó de una vida ordenada desde que le alcanzaba la memoria. Cursó estudios de piano y finalizó sin gran esfuerzo una brillante licenciatura universitaria. Se especializó, terminó casándose con su novio de toda la vida y tuvo dos preciosas hijas. Aquella manchita negra que apareció en su abdomen lo cambió todo. Resultó ser un número irracional. Y lo peor es que no vino solo, le acompañaban muchos más. Los siguientes meses llenaron su casa de dolor, sufrimiento, enfermedad y el revoloteo de las pesadas sombras de la muerte. Nunca se había asomado de esa forma al abismo del yo, a esa parte insondable de sí misma. Había pasado los cuarenta y siete años de su vida cerca de la costa, no había navegado jamás en altura, le daba pánico. Ahora tenía que hacerlo contra su voluntad y lo que estaba encontrando no le gustaba nada. Comenzó a lamentar no haber mirado antes lo que había mar adentro, ni haber sacado todo el jugo posible a cada amanecer.






Иррациональные числа.

Он провел свою жизнь подготовки для работы с рациональными числами. Ее родители взяли ее в лучшие школы и уход за их образование до конца. Он наслаждался упорядоченного жизнь с самой юности. Он изучал фортепиано и достигается без больших усилий его высшее образование, он специализировался, в конце концов женился ее давний бойфренд и имел двух дочерей. Это черное пятно появилось на ее живот все изменилось. Она оказалась иррациональным числом. Хуже того, он пришел не один. Она сопровождалась многое другое. Следующие месяцы будут заполнены дом боль, страдания, болезни и развевались тяжелой тенью смерти. Он никогда не заглянул в бездну себя, к тому непостижимой частью себя. Он провел 47 лет своей жизни вблизи берегов, там никогда выпрыгнул море. Он был напуган. Теперь он должен был сделать против их воли. И то, что я находил не нравится. Он начал сожалеть, что не посмотрев перед этим был в море.


(Автоматический перевод, извините за ошибки)





jueves, 19 de mayo de 2016

Rescatar la dulzura


Ternura. Oswaldo Guayasamin





Agárrame bien/
Dentro de tu abrazo/
No hay caída./





La vida nos ofrece un amplio surtido de experiencias que vamos atravesando poco a poco. Desechamos algunas, nos quedamos con otras. Ese proceso de decisión es lo que  condiciona la luz de fondo de nuestra existencia, a veces radiante, a veces tormentosa. 

Todos sabemos que solemos ser hábiles para centrar la atención en el oprobio, la maldad y la injusticia. Siempre ha sido así y, aunque no nos guste demasiado, es lo que nos permite sobrevivir. Sin embargo esta costumbre llena nuestro espacio interno de basura y ruido, de restos macilentos que quedan pegados a las suelas y aportan hedor al caminar.

Los poetas y artistas nos recuerdan la importancia de rescatar la dulzura. En su propia experiencia comprobaron la utilidad de este contraveneno capaz de hacer brotar de nuevo el sentido y la belleza de los secos yermos de nuestras mesetas interiores. 

La enfermedad, sobre todo la larga o penosa, suele arrasar la delicada estabilidad que sostiene la existencia de los hombres. Los médicos prescribimos remedios y consejos que intentan restaurar la perdida armonía. Lo que no solemos hacer es favorecer el rescate de la dulzura, arte que se ha perdido tras décadas de favorecer la ciencia estricta y su poderosa hija: la tecnología. En tiempos pasados en los que la naturaleza y sus ritmos eran más importantes, al no estar disponibles otras alternativas, era más fácil recurrir a la capacidad sanadora de lo sencillo. 

Hoy me parece necesario volver a plantear la importancia de los elementos más sutiles de la sanación humana. La calidez y cercanía del profesional que acompaña a una persona en tiempo de enfermar, aconsejar un baño de bosque, un poco de música en directo, quizá un paseo. Tener la habilidad para destacar un detalle afortunado en el aspecto del paciente o en sus circunstancias vitales, saber situarse a la distancia adecuada y sostener con la intensidad justa. Permitir que en la consulta no falten unas flores, un apretón de manos y alguna sonrisa. Aprender a agradecer a la vida la posiblidad diaria de poder ayudar a otros, o intentarlo al menos. 

En el encuentro con el paciente no suelo atreverme a compartir un poema, mi pudor científico me lo impide. Pero no por ello dejo de darme cuenta del enorme poder de la poesía para ayudarnos a rescatar esa dulzura vital que tanta falta hace. Además de en mis cuadernos, dejo en ocasiones algún verso escrito en mi blog o en algún recodo de Internet. Trato de no olvidarme de algo tan importante. Sospecho que si soy capaz de recordarlo tal vez sea capaz de despertarlo en los demás, sobre todo cuando están enfermos que es cuando más se necesita. 













Contar la medicina en cómic y con-ciencia






Muchos tal vez no conozcan todavía a Mónica Lalanda, en ese caso permítanme presentarsela. Mónica es una médica de mucho talento. Compagina su trabajo en urgencias con dos de sus pasiones, la bioética y sus dibujos. Si buscan en google encontrarán información a raudales. Baste decir que acaba de publicar un libro Con-ciencia médica donde usando su inteligencia gráfica nos regala un buen montón de tiras de cómic que ayudan a reflexionar y tomar conciencia (médica). Hará las delicias tanto de estudiantes y residentes como de ímprobos galenos que acostumbrados a bregar con tediosos artículos científicos y largos manuales encontrarán de mucho agrado este formato tan visual. No se engañen, no es un libro para el público en general ni de fácil lectura. Muchas de las propuestas son duras, críticas y hasta mordaces al señalar conductas, hábitos y procedimientos incorrectos que los médicos hacen en contra de la ética, la deontología y el buen hacer. El único pero que le pongo es que se me quedó corto al leerse del tirón en poco tiempo. Es lo que tienen los cómic, su brevedad queda compensada por su intensidad.

No les digo más, atrévanse con estos 173 dibujos inéditos y encontrarán reflexión de calidad y más de una sonrisa.






miércoles, 18 de mayo de 2016

Tocar con palabras







Los médicos de familia dedicamos la mayor parte de nuestro tiempo asistencial a tres labores: escuchar, hablar y pensar. Son muchas horas a la semana y tal vez alguno deduzca que terminamos siendo grandes expertos en comunicación. En mi caso he de confesar que sigo manteniéndome en el nivel de principiantes. Esto que en apariencia pudiera pensarse una debilidad lo considero fortaleza, me permite seguir conviertiendo cualquier encuentro clínico, cualquier encuentro humano, en una ocasión para aprender. Hay pocas cosas que sean más complejas que la comunicacion humana.

En esta motivación para seguir aprendiendo acabo de terminar de leer Tocar con palabras, el último libro de Enric Lladó. Conocí recientemente a este experto en comunicación que bebe de las fuentes del coaching, la programación neurolinguística y la psicología y desarrolla una actividad formativa y de asesoramiento para particulares y empresas. Sus puntos de vista parten de areas profesionales diferentes a las mías por lo que me han aportado interesantes pistas. El libro está escrito con un estilo sencillo y claro, usando multitud de ejemplos e imágenes que aseguran una navegación amena para cualquier tipo de lector.

Mejorar la comunicación nos libra de mucho dolor y sufrimiento a todos. Comprender más profundamente a los demás por un lado y elaborar mejores narrativas por otro nos permite desplegar relaciones sociales de mayor calidad y a su vez un relación más pacífica con uno mismo.

Los profesionales sanitarios tenemos dos razones añadidas para ello. La primera es ayudar mejor a nuestros pacientes a construir sus propias narrativas. La segunda aliviar la carga de dolor y sufrimiento que inexorablemente queda adherida a nuestras manos al finalizar la consulta.

El libro de Enric es una buen propuesta para comunicarnos con más calidad. Un camino que nunca se termina de andar y en el que son bienvenidas ayudas como esta.






domingo, 15 de mayo de 2016

Relato dominical: El juicio final de las redes sociales



Capilla Sixtina. Miguel Ángel



El juicio final no se parecerá  a los lienzos barrocos que adornan muchas de nuestras iglesias. A un lado vemos los condenados entre llamas y diablos en el otro los salvados rodeados de ejércitos de ángeles. En nuestro tiempo todo será más sutil. En lugar de contar con un Dios entronizado en calidad de juez contaremos con un algoritmo, una construcción matemática que pese a su liviandad en ese proceso obstentará todo el poder. Accederá a la red global de datos formada por toda la información que de nosotros tiene Internet y en la que estamos posicionados en múltiples redes secundarias que incluyen tanto las virtuales como las reales. Según las relaciones y la posición que tengamos el algoritmo decidirá si somos valiosos ó descartables, si estamos salvados ó condenados. A un lado de la sociedad accederán los salvados con un puesto de trabajo, recursos, formación y oportunidades, al otro los condenados al subsidio de desempleo y al barrio marginal.

viernes, 13 de mayo de 2016

¿Qué hacemos con el desgaste profesional en el mundo sanitario?







Las estadísticas son claras, muchos profesionales sanitarios están mal. Los niveles de desgaste y cansancio son altos desde hace años. El deterioro progresivo, la desinversión, los recortes, la gestión no incentivadora y otros factores no han ayudado precisamente.

Cuando uno está enfermo y necesita atención sanitaria espera que el profesional que tiene delante sea competente. ¿Módifica el desgaste profesional la competencia? Sabemos que sí. Lo paradójico es que en los programas de seguridad del paciente no se suelen incluir medidas de evaluación y soporte del desgaste profesional. Si les preguntamos a los sanitarios si sienten que la institución donde trabajan hace algo para prevenir este desgaste la respuesta es un rotundo no. ¿Es esto buena gestión? ¿Nos lo podemos permitir?

Se avecinan tiempos de nuevos recortes y la presión a la que están sometidos los profesionales sanitarios va a seguir creciendo. ¿Hasta dónde aguantarán?

De momento un servidor lleva unos meses estudiando y reflexionando sobre el tema. Hoy en Maó imparto un taller de cuatro horas sobre prevención del burnout, gestión emocional, creatividad y comunicación avanzada. No nos podemos permitir el lujo de seguir esperando, hay que pasar a la acción. Por mi parte con este pequeño granito de arena que espero genere otros movimientos.















martes, 10 de mayo de 2016

Adolescentes y salud






Recibo en mi consulta adolescentes a partir de los 14 años. Por esa razón he escrito para ellos este breve material que espero sirva de ayuda y orientación a la hora de mejorar su salud y manejar la enfermedad.

Presento primero una serie de 25 aforismos breves con ideas fuerza imprescindibles. En segundo lugar dispondré referencias, enlaces y materiales complementarios. También hay abundantes vídeos que amplían las ideas expuestas.

Si te gusta o te viene bien compártelo con tus colegas, si te apetece sugerir cambios o mejoras escríbeme por favor un comentario y si no te gusta algo dímelo también. Puedes opinar en Twitter @doctorCasado y en Facebook Doctor Salvador Casado Virtual.

















  1. El ser humano sabe perfectamente cuándo está enfermo pero definir la salud nunca se nos ha dado bien.

  1. Hay una sola palabra para expresar salud y decenas de miles para nombrar enfermedades. El sistema sanitario está muy deformado en consecuencia. Mantente a la distancia justa sin pasar del todo ni acudir a la sanidad por cualquier cosa.

  1. Nuestra sociedad tolera mal la frustración y el malestar. Eso explica parcialmente muchas adicciones y también el abuso de fármacos y medicinas. Si te planteas que no debería ser normal que tu abuela tome diez medicamentos estás en lo cierto. Tampoco debería serlo que el historial médico de alguien con 14 años sea muy largo.

  1. Probablemente conozcas el sistema sanitario porque tu familia te haya traído muchas veces. A partir de ahora ya puedes decidir cuándo acudir y cuando no. Antes de venir prepara tu visita y piensa si tu problema se puede manejar con tus recursos o los de tu familia.

  1. Puedes venir acompañado de quien quieras, incluso puedes venir solo si deseas mantener tu privacidad. Los médicos te debemos confidencialidad y secreto por ley, solo un juez puede vulnerar ese derecho.

  1. Aprender a manejar el sistema sanitario no es fácil. Es muy común pasarse por defecto o por exceso, gente que nunca va y otros que van muchísimo. A tu edad lo habitual sea que no lo necesites mucho pero recuerda que somos una fuente útil de información de calidad.

  1. Si necesitas información sobre salud o enfermedad de calidad necesitarás algo más potente que Youtube o Google. Hay mucho ruido e información basura sobre salud y enfermedad, muchos te intentarán vender productos, servicios y opiniones. Busca fuentes independientes sin conflicto de intereses que las hay. Al final de este post encontrarás muchos recursos.

  1. A tu edad tu cuerpo necesita movimiento. Es muy inteligente por tu parte aficionarte a algún deporte, actividad física habitual o sencillamente salir a pasear o a correr. Tener fondo físico te dará resistencia y tendrás más energía, aguantarás mejor los largos tiempos de estudio y el peso de la mochila.                                                                                                                                                                             
  2. Tener buena forma física te ayudará a sacar mejores notas. Tu respiración y oxigenación serán mejores al estudiar. Quemarás estrés y tensiones y aguantarás mejor tantas horas de silla a la semana. Si te planteas estudios superiores es imprescindible. La frase "mente sana en cuerpo sano" de los clásicos sigue siendo una verdad como un puño.

  1. Es normal que te preocupe tu aspecto físico. Estás viviendo cambios en tu aspecto que en algunos casos te agradarán y en otros no. Disfruta de los primeros y trata de aceptar los segundos, muchos de ellos se modificarán con el tiempo. Si en algún momento estás muy agobiado habla con alguien de tu confianza y si aun así sigues agobiado/a cuenta con nosotros.

  1. Aprender a alimentarte bien cada vez depende más de ti. Desarrollar hábitos sanos al comer condicionará muchas cosas de tu vida. Estás acostumbrado a comer lo que se come en tu familia pero siempre podrás cambiar y mejorar. Apuesta fuerte por frutas y ensaladas, por comida casera y no precocinada. Invitar a tus amigos y prepararles algo rico te hará quedar mejor que ir al burguer, además lo pasareis mejor.

  1. En el instituto no es probable que te enseñen a manejar tus emociones, en casa a veces tampoco. Necesitarás tiempo y tener paciencia contigo cuando una explosión emocional te deje mal. Recuerda que toda emoción, incluso las más intensas, son temporales. El secreto está en no quedarse pegado a ellas.

  1. Ensaya y descubre formas de expresar y transformar tus emociones fuertes más allá de gritar, insultar, pelear, enredar, hostigar... La creatividad, las actividades artísticas, hablar o escribir, los deportes, el yoga, la meditación, el mindfulness y otras muchas formas están a tu alcance.

  1. Las emociones fuertes han originado peleas, discusiones, delitos y conflictos pero también han producido las mejores canciones, novelas, películas y cuadros. ¿Sabes cuál es tu mejor forma de expresión?

  1. Los griegos sabían de la importancia de conocerse a sí mismo, mientras mejor nos conocemos más autónomos somos y menos manipulables.

  1. Necesitas descansar bien. Para ello duerme las horas que te pida el cuerpo, si te levantas cansado todos los días probablemente necesites más. Apaga las pantallas al menos una hora antes de irte a la cama, tu cerebro necesita tranquilidad y menos estímulos visuales al final del día. Si te acuestas nada más ver una película de acción sin querer te la llevas al sueño.

  1. Tu cuerpo necesita higiene y limpieza, tus amigos también lo agradecerán. No olvides cuidar los dientes y acostúmbrate a lavar las manos antes de las comidas.

  1. Tus relaciones sociales son muy importantes. Atrévete a relacionarte con compañeros diferentes ó de otras clases. Aprovecha la riqueza que te proporcionarán amigos de otras culturas. Recuerda que la amabilidad y la educación te abrirán más puertas que tu fuerza, aspecto o conocimientos.

  1. Lee todo lo que puedas. Empieza a cultivar tu propia biblioteca. Es una manera de relacionarte con gigantes: mujeres y hombres que te comparten lo mejor de si mismos. No es cuestión únicamente de saber más sino de entender que la sabiduría crece si se la cuida y alimenta. Mientras más leas más amplia será tu visión y tu criterio, entenderás mejor y en esa comprensión encontrarás muchos beneficios.

  1. En nuestra sociedad convivimos con venenos como la nicotina, el alcohol, el cannabis, la cocaína, la heroína y múltiples pastillas. Son químicos potentes que producen adición, empiezas a tomarlos y te terminas viciando. Siempre tendrás derecho a decir no y a preguntar a alguien. Hay mucho dolor ahí, si tienes dudas la consulta médica o de enfermería es un sitio seguro donde preguntar.

  1. Los seres humanos somos seres sexuados. Los sistemas hormonales se activan fuertemente a tu edad lo que condiciona cambios en tu cuerpo, en tu mente y en la manera de relacionarte con chicos  y chicas. La sexualidad humana es muy compleja e incluye multitud de manifestaciones: miradas, risas, juegos, actividades juntos, intimidad, comunicación superficial, comunicación profunda, expresiones de afecto, creatividad, poesía, arte, caricias, besos, abrazos...

  1. Para plantearte seriamente el coito necesitarás cierto grado de preparación o madurez. Tu cuerpo está ya biológicamente preparado pero tu personalidad y tu mente probablemente necesiten algo más de tiempo para que puedas desplegar con plenitud esta faceta de tus relaciones íntimas. Busca información y pregunta a personas con criterio que sean de tu confianza. Informate para evitar embarazos indeseados, enfermedades de transmisión sexual y otros problemas.

  1. Uno de los peligros sin resolver de nuestros entornos tiene que ver con los medios de transporte y los accidentes de circulación. Aprender las normas de circulación, acostumbrarnos a protegernos con casco si montamos en bici o moto y con cinturón en coche y evitar el alcohol al conducir son potentes sugerencias.                                                                                                                          
  2.  En nuestra sociedad cada vez dependemos más de las pantallas (móviles, ordenadores, tabletas, televisores...). Es importante que hagas un uso prudente. Evita el exceso de notificaciones, pitidos y alarmas así como tener que consultar cada poco tiempo. Tu conciencia y concentración son muy valiosas, aquello que la rompe te quita valor. Aprende a regalarte tiempos sin conexión cuando estás con otras personas, en la mesa o haciendo actividades placenteras o que merezcan plena atención.                                                                                                                                                                                               
  3.   Muchos te tratarán vender felicidad en forma de productos, ropa, tecnología... atrévete a formular tu propia definición y permite que esta incluya aquellas cosas importantes para tí tan valiosas que no tienen precio.







Puedes encontrar información de salud en este blog usando las etiquetas que tienes en la barra lateral derecha. También en la etiqueta #ParaPacientes o en este post de recursos de salud que es muy completo.









RECURSOS SOBRE ALIMENTACIÓN SALUDABLE

Consejos de alimentación.

Recomendaciones breves de nutrición.


Artículo académico sobre nutrición adolescente.


 




RECURSOS SOBRE ACTIVIDAD FÍSICA Y DEPORTE

Uso de casco en bicicletas y motos.

Entrenamiento para adolescentes.





RECURSOS SOBRE SEXUALIDAD

Sexumuxu.

Dudas frecuentes sobre el uso de la píldora.


Cómic sobre sexualidad:  Desexo, historias sobre sexualidad. Material muy recomendable.





RECURSOS SOBRE DROGAS






RECURSOS SOBRE MANEJO DE EMOCIONES



Inteligencia emocional, monografía.












INTERNET, E-LEARNING, REDES SOCIALES


Pinceladas de Dolors Reig,  en vídeo, también dejo su blog.









RECURSOS SOBRE MEDITACIÓN Y MINDFULNESS


¿Qué es el mindfulness?
Recursos para aprender y practicar Mindfulness