martes, 3 de agosto de 2010

ALARMA: ESPAÑA ES EL PAIS DEL MUNDO QUE MÁS MEDICAMENTOS CONSUME

Ya lo venimos anunciando desde hace tiempo, no faltan voces dentro de la sanidad como Vicente Baos, Rafa Bravo, Fernando Casado, Juan Gérvas y otros muchos:

En España se consumen más medicamentos de los necesarios y se hacen más visitas al médico de las precisas.



Hace falta una reflexión, de la ciudadanía, de los profesionales sanitarios y de los políticos.


¿Qué está pasando?

Quizá  que la Atención Primaria está masificada e hiperburocratizada.
Quizá que los médicos de familia no dan a basto y no hacen una atención personalizada.
Quizá que los intereses económicos e industriales priman sobre la seguridad e interés de los pacientes.
Quizá que los gestores de la sanidad no hacen bien su trabajo.
Quizá que los ciudadanos confíen más en los medicamentos que en sus propias habilidades de sanación.
...

Y es que la cultura del medicamento está muy arraigada como dice Krisiskekrisis :


 "Fui al médico y me recetó ejercicio. Por poco le rompo la cara".

"Fui al médico y me mandaba al psiquiatra. Por poco le rompo la cara".

"Fui al médico y se negaba a recetarme el mismo medicamento que le receta a mi vecina. Tuve que amenazarle con una denuncia".

"Es muy buen médico. Siempre receta lo que le pido." 

3 comentarios:

Enrique Gavilán dijo...

Salvador,
Simó lleva años alertando de la falacia del supuesto "despilfarro farmacúeutico". Creo que merece la pena leerlo con detalle, pero sólo un anticipo:
"Si nuestro gasto público
en atención primaria
estuviera tan cerca de Europa
como lo está el hospitalario,
nuestro gasto farmacéutico
como porcentaje del sanitario
público no destacaría
por encima de la media
europea y desaparecería
irremisiblemente el mito del
«despilfarro farmacéutico»
español."
Creo que se prescribe mucho, que es más fácil recurrir a la receta que hacer muchas otras cosas, que a veces no nos es posible tratar de desmedicalizar todo lo que quisiéramos, pero también es cierto que quizá los datos descontextualizados (como pueden ser los del gasto farmacéutico globales y los porcentajes del gasto sanitario que corresponden al gasto farmaceutico) pueden llevarnos a engaño.
http://www.fadsp.org/pdf/revista/115/S2000115-0811.pdf
Abrazos,

Salvador Casado dijo...

Tienes razón Enrique, para ser coherentes la alarma hay que darla en todos los países del norte.

Comemos en exceso, consumimos en exceso, nos medicamos en exceso.

“El camino del exceso conduce al palacio de la sabiduría”, dijo William Blake, debo decir que no estoy de acuerdo con el poeta. Por lo menos nuestra sociedad no muestra signos de apreciable madurez... y en esta reflexión me incluyo.

Gerineldo dijo...

Voy a resumir (como siempre en doble lectura y con ironía): 'Doctor, no duermo, mándeme algo para dormir...' Joer (con perdón) ¿Es que la gente y los médicos no asumimos que hay cosas que no hay que tratar? Algún caso de insomnio habrá que tratar, pero es que cada paciente que entra en la consulta, sale con al menos una receta. No tenemos ni ganas 'de sufrir'. Hemos medicalizado la vida de las personas.