viernes, 27 de agosto de 2010

CONECTADOS



Los seres humanos somos seres sociales, vivimos en sociedad y la vertebramos formando grupos, familias... redes.

Estamos conectados, y de estas conexiones dependen nuestra salud, bienestar y posición social. Nos jugamos mucho con las redes.

Nicholas A. Christiakis es catedrático de la Universidad de Harvard, donde abarca las disciplinas de Política sanitaria, Sociología y Medicina. En 2009, la revista Time lo incluyó entre las 100 personas más influyentes del mundo. James H. Fowler es profesor de la Universidad de California, San Diego, en el departamento de Ciencias Políticas y en el Center for Wireless and Population Health Systems. Son los autores del libro que presentamos hoy, de lectura amena y conclusiones impactantes.

Los medios tecnológicos como internet, la telefonía móvil y las distintas herramientas electrónicas de conexión social son el caldo de cultivo donde se generarán nuevas redes y conexiones. La potencialidad es enorme y las oportunidades de interacción enormes. Esto tendrá consecuencias a muchos niveles. En nuestra salud también.


El libro pretende demostrar científicamente aquella máxima de “dime con quién van y te diré quién eres”. Es decir, la influencia que ejercen sobre nosotros nuestras amistades, nuestros conocidos y en general todo el mundo que nos rodea. Pero más todavía: incluso la influencia que ejercen sobre nosotros los amigos de nuestros amigos (aunque no los conozcamos). E incluso los amigos de nuestros amigos de nuestros amigos.



Nuestra felicidad depende más de cómo sean los amigos de vuestros amigos que del dinero que tengamos en el bolsillo. Nuestra dieta y por tanto el peso de vuestro cuerpo depende hasta un grado asombroso de la dieta y del peso de la gente que os rodea: la mejor dieta, pues, cambiar de amigos o de entorno social.

Por otro lado, aquellas personas que están situadas en los márgenes de la red, con pocas conexiones tienen más vulnerabilidad a la enfermedad, el malestar psicológico y la infelicidad. La inclusión de los excluidos y el aumento de conexiones pueden ser determinantes para recuperar la salud.


El dr. Sergió Minué escribe hoy en su blog sobre la importancia de los amigos citando varios estudios recientes, nos viene al pelo. Cuidemos los amigos de verdad y busquemos nuevos. Estar mejor conectados es un reto para todos y ayudar a conectarse al que lo necesita (enfermos crónicos, encamados, ancianos en residencia, institucionalizados, adicciones...) puede abrir nuevas e interesantes líneas de actuación en sanidad.



RESUMEN DE LA EDITORIAL

 En los últimos años websites como Facebook, Twitter o MySpace han disparado tanto la información sobre las redes sociales como el deseo de entenderlas. Éstas determinan cómo nos encontramos, con quién nos casamos, si nos ponemos o no enfermos, cuánto dinero ganamos y si acudimos o no a las urnas. Nuestros amigos, o incluso los amigos de los amigos de éstos, pueden hacernos engordar; pero también la felicidad es contagiosa. Sin embargo, a pesar de su importancia, pocos tienen una idea clara de cómo se forman y actúan en realidad estas estructuras.



Christakis y Fowler, dos de los teóricos de las redes sociales más reconocidos del mundo, presentan una novedosa concepción de estas redes humanas basada en descubrimientos recientes en campos tan dispares como la genética, las matemáticas, la psicología o la sociología. Conectados aclara el origen y funcionamiento de éstas, revela sus efectos concretos en nuestra vida cotidiana y demuestra que en nuestro mundo rige la que los autores denominan Regla de los Tres Grados de Influencia: personas que se encuentran a tres grados de nosotros nos influyen más de lo que podríamos siquiera imaginar. Según Christakis y Fowler, el amigo del amigo de un amigo ejerce una influencia mayor en nuestro estado de ánimo que cinco mil dólares en el bolsillo.



Ficha Técnica

Comprar Conectados Colección: Taurus Pensamiento Páginas: 350Publicación: 21/02/2010Formato: 15 x 24 Precio: 21.00 €

ISBN: 9788430606887EAN: 9788430606887