martes, 26 de abril de 2011

Automedicación



 Todo el mundo se automedica. Todos hemos necesitado tomar analgésicos alguna vez. Por eso no me creo el titular Uno de cada cinco españoles se automedica. Los únicos que no lo hacen son los niños, y lo terminarán haciendo cuando crezcan.

Lo que me gustaría transmitir a mis pacientes es que se automediquen con criterio. No es lo mismo tomarse un paracetamol para un dolor que un antibiótico para un catarro. El uso indebido de medicinas perjudica a toda la población en general y al que lo hace en particular. No es un tema de moralidad es una cuestión de salud (privada y pública) y en consecuencia de inteligencia. Si tiene dudas pregunte.

En nuestro país es sencillísimo salir de dudas. Una cita con su enfermera o médico de familia le ofrecerá consejo personalizado. Buscar respuestas en internet tiene sus inconvenientes, hay mucha información incorrecta o sesgada. Si es posible busque fuentes fiables. Si es posible busque a su médico en internet. A lo mejor lo encuentra.

2 comentarios:

compi1 dijo...

Los farmacéuticos también podemos ayudar con la medicación, y algunos también estamos en internet. (se te olvida, Salva, como siempre, y te perdonamos, como siempre... ;-))

Salvador Casado dijo...

Los farmacéuticos son pieza importante al hablar de automedicación. Pueden discriminar entre lo prudente y lo imprudente, dar información, educar y reconducir...

El papel social del farmacéutico necesita crecer más allá del perfil(meramente dispensador)que a veces encontramos.

En mi humilde opinión la farmacia podría ser fuente de formación para procesos agudos y de seguimiento, control y asesoría en el perfil crónico.



Desarrollar un trabajo en equipo con el resto del sistema saniario es básico. Si lo conseguimos aumentaremos nuestro impacto en salud dentro de la comunidad... y se puede conseguir.

En Cataluña las farmacias están conectadas con los centros de salud y acceden a la hoja de tratamiento del paciente. Es el camino a seguir.