lunes, 16 de mayo de 2011

Inmunosupresión social



La web 2.0 produce mucho ruido, pero entre tanta vorágine es posible encontrar alguna melodía con sentido. La idea de hoy lo tiene. El concepto lo lanzó hace unos días Paco Traver haciendo una reflexión entorno a Escipión y la república romana. Como suele pasar, volver a los libros de historia nos trae interesantes lecciones.

Lo cierto es que nuestro modelo social entró en alerta roja hace unos años con el advenimiento de la "crisis económica" que no es otra cosa que los pródromos de un gran cambio multinivel que estamos viviendo en forma de proceso. La caída de las fronteras económicas, culturales e informativas con el fenómeno de la globalización hace que las sociedades occidentales estén viviendo un tiempo de  inmunosupresión social, es decir baja capacidad de respuesta frente a los retos y peligros a la que toda sociedad está expuesta.

¿Por qué? la respuesta es multifactorial: cambio de valores, individualización  máxima, difuminación del papel de familia y red social próxima, sociedades y relaciones líquidas, triunfo del ciudadano consumista en lugar de productor, cambios geopolíticos, movimientos migratorios, crisis de representatividad política, crisis de los sistemas religiosos, triunfo del capitalismo de club, etc...

Lo que nos importa aquí es que esta situación de inmunosupresión social crea problemas a nivel familiar y personal. Esos problemas terminan llegando a la consulta del médico de familia en forma de trastornos adaptativos, sufrimiento, stress... Y yo como médico de familia lo hago público y lo devuelvo a la sociedad, hay que dar la voz de alarma. No podemos seguir por este camino. En Estados Unidos uno de cada cuatro niños toma medicación crónica... a nivel físico, psicológico y moral, las sociedades occidentales desarrolladas están enfermas.

Necesitamos aumentar las "defensas" sociales, con alguna vacuna, vitamina o consejo. De momento solo puedo aventurar la importancia por un lado de tejer una fuerte red social real, en la comunidad, barrio, familia... y por otro, a nivel personal, de aumentar nuestra capacidad autoconsciente mediante el mindfulness o cualquier otra vía.

¿Qué ocurrirá cuando nos enfrentemos a "virus sociales" nuevos, en nuestro actual estado?
Permítanme que de momento me guarde la respuesta.


Ilustración de Donald Smith

4 comentarios:

Azucena dijo...

Gracias, Salvador, por estos posts tan maravillosos. Son bálsamo para el alma frágil de la mayoría de la gente. un saludo desde el sur

SALVAJEANDO dijo...

Red social REAL...mmm
eso no lo pueden solucionar las redes sociales...Pero Justo HOY no siento esa inmudepresión social gracias a la viveza de las gentes que llenamos las calles!
un saludo!

Salvador Casado dijo...

Gracias Azucena por tu comentario.



Salvajeando, Por red social REAL entiendo el grupo humano que constituye las relaciones de una persona, lease familia, amigos, compañeros de trabajo. La vida misma vamos.

Juan F. Jimenez dijo...

Creo que una respuesta seria el rearme moral , desde sus origenes osea donde se forjan los valores morales : ya sea la familia, la religion , etc..
Y tambien con la luz de los grandes maestros que nos precedieron .
Como Gregorio Marañon que dijo al respecto esto tan bello:
"Ciego será quien no vea que el ideal de la etapa futura de nuestra civilización será un simple retorno de los valores eternos y, por ser eternos, antiguos y modernos: a la supremacía del deber sobre el derecho; a la revalorización del dolor como energía creadora; al desdén por la excesiva fruición de los sentidos; al culto del alma sobre el cuerpo; en suma, por una u otra vía, a la vuelta hacia Dios”