domingo, 29 de enero de 2012

Duro es el invierno




El invierno es duro para todos. El frio, la oscuridad, los días cortos... Vivimos tiempos de invierno en lo climatológico y en lo político, en lo social y en lo económico. Hay mucho miedo en la calle y en nuestras vidas. Por eso nos viene hoy a visitar una pequeña ardilla. Ellas no entienden de finanzas pero saben atesorar alimentos en otoño que les permitirán sobrevivir los meses duros, intuyendo, de alguna manera, que después del frio vendrá la primavera.

Apelemos a nuestras reservas de civismo, inteligencia, humanidad, creatividad. Si seres tan frágiles como una ardilla pueden, cuanto más podremos nosotros.


En los tiempos de enfermar que viven mis pacientes, trato de ayudarles a recordar dónde tienen sus reservas escondidas... siempre terminan encontrándolas.