jueves, 3 de diciembre de 2015

Dulces caramelos para los niños sanitarios de Madrid







No me gusta que me traten como a un tonto, no es agradable. Ayer recibo la noticia de que el partido en el gobierno promete internet ultrarapido en todos los centros de salud. Lo que quizá no sepan quienes han preparado este caramelo es que en los centros de salud de Madrid tenemos equipos informáticos de derribo cuyos ventiladores torturan por el ruido que hacen. Usamos el descatalogado explorer 6 como navegador y el paquete ofimático Office 93, de hace doce años.

Pero eso no es lo peor. Lo verdaderamente duro es la sangría presupuestaria que los centros de salud de Madrid llevan sufriendo desde hace 20 años, con la atención primaria mas definanciada de España. Eso significa que no hay dinero para suplentes cuando falta un profesional, que se sobrecargan las consultas, que se trabaja malamente. Cuando los compañeros médicos de familia de otros países oyen como estamos se echan las manos a la cabeza. Ofrecer un caramelo es un detalle, siempre hay que dar las gracias. Ofrecerlo a un niño que pasa necesidad en lugar de lo que lícitamente le corresponde es cínico e injusto.







Línea azul: Gasto en Atención Especializada
Línea negra: Media de gasto en las Comunidades Autónomas
Línea roja: Gasto en Atención Primaria