miércoles, 20 de enero de 2016

¿Tu móvil es tu médico?











La periodista Esther Paniagua publica en el Mundo un excelente artículo sobre innovación y tecnología sanitaria en el que participo junto a Julio Mayol y Joseph Kvedar. Estas palabras están de moda desde hace años pero nadie sabe a ciencia cierta como transformar con ellas los servicios y productos sanitarios siguiendo la regla del juego de las siete y media: sin pasarnos y sin quedarnos cortos.

En medicina usamos tecnología avanzada en muchos campos. Técnicas de imagen, genómica, proteinómica, bioquímica, física médica y un largo etcétera. Lo que contrasta con la inercia de ciertos procedimientos y usos tanto en el mundo de la gestión sanitaria como en el de la asistencia. En este momento conviven la solidez del siglo XIX con la fluidez del XXI, como nos indica Bauman.

Como médico de familia he de regular el uso de alta tecnología en muchos de los procedimientos que mis pacientes necesitan. En mi práctica la comunicación en la entrevista clínica y la propedéutica de la exploración física son fundamentales. No requieren tecnología complicada pero son alta tecnología. De la calidad de la historia clínica y la exploración dependerá la buena o mediocre orientación del paciente.

El juego no se va a dedicir en el tablero de los gadgets ni en el de las Apps. Será en la relación entre paciente y sistema sanitario.

Si os interesa el tema teneis el artículo en abierto aquí.